La Covid-19 y el 5G: ondas, vacunas y microchips

Algunas conspiraciones vinculan esta red de telecomunicaciones con la transmisión del virus y el control de poboación mediante los antídotos contra él

“En Wuhan, foco de la epidemia, habían (sic) instaladas cerca de 10.000 antenas 5G para implantar esta red inteligente en la ciudad, las mismas que hay en todo Estados Unidos junto. El gobierno chino puso a prueba la capacidad receptiva del ADN humano ante esta frecuencia, y mucha gente murió tras recibir el golpe de estas ondas, luego soltaron el coronavirus como excusa”.

Podría parecer un argumento de una película, pero es un mensaje que circuló durante las primeras semanas de la pandemia por las redes sociales, propagándose más rápido que el propio virus. Y llegó incluso a causar problemas en lugares como el Reino Unido, donde se quemaron antenas de telecomunicaciones, se produjeron ataques a operarios de estas empresas y se organizaron algunas manifestaciones. Y a pesar de la evidente falta de solidez de estas teorías, los argumentos negacionistas mantienen la vinculación de la pandemia con el 5G, introduciendo en la ecuación la expansión de las empresas chinas en este sector con la supuesta mayor propagación del virus.

Así, se habla de una correlación entre las zonas con antenas de esta red y la cantidad de casos de coronavirus. Y, por otra parte, hay quien sostiene que, a través de la 5G nos controlarán con unos microchips que llevarán las vacunas contra la Covid-19, que ya se comienzan a administrar en estos días en distintos países del mundo. Algunos vídeos de supuestos expertos que circulan por la red, en la que se habla de conceptos sin ningún tipo de base como la “electrificación” de la Tierra que “provoca pandemias de gripe” o que hay un “salto cuántico” en el planeta que impulsa el SARS-CoV-2 alcanzaron un importante predicamento en algunos foros. Se afirma que la pandemia de gripe de 1918 se correspondió con la propagación de las ondas de radio por el planeta. Pero nada se argumenta sobre las numerosas y mortales pandemias que asolaron al planeta anteriormente, antes de que existiese ninguna red de telecomunicaciones.

Sospechas sobre las antenas de telecomunicaciones

Las sospechas hacia las antenas de telefonía no son nuevas. Se ha dicho, pero tampoco se ha demostrado, que podían causar cáncer, en base a algunas suposiciones extraídas de forma aislada e interesada. No hace tantos años que en algunas ciudades de España se pidió su retirada de cerca de colegios y zonas residenciales porque supuestamente incrementaban la incidencia de esta enfermedad alrededor de ellas. Y la desconfianza hacia ellas ha vuelto a aparecer por la supuesta capacidad de transmisión del coronavirus. ¿Pero pueden estas antenas, tanto las de 3G, como las de 4G, como las de 5G, causar algún problema de salud?

“Aquí hay varios varios argumentos que esgrimen los pseudocientíficos que emiten estos bulos. Por un lado dicen que las ondas electromagnéticas podrían transportar las partículas del virus y favorecer la transmisión; esto va en contra de todas las leyes de la física y de la biología: las ondas que utiliza el 5G son ondas electromagnéticas, que no pueden transportar ninguna partícula física ni siquiera tan minúscula como es el virus”, explica Jesús López Romalde, catedrático de Microbioloxía de la Universidad de Santiago de Compostela.

“Que las ondas electromagnéticas puedan transportar las partículas del virus va en contra de todas las leyes de la física y la biología”, expone Jesús López Romalde

Estas creencias proceden de afirmaciones de algunos investigadores, que sostienen, sin profundizar más en su explicación, en que los virus tienen su origen en unos desechos que expulsan las células, llamados exosomas. “Otro de los argumentos es que estas ondas electromagnéticas tienen la capacidad de actuar sobre las células, pero hay que señalar que la radiación de estas ondas no es ionizante, es decir, no tienen capacidad de penetración y los efectos que pueden hacer en las células son nulos”, continúa el profesor Romalde.

En este sentido, el investigador de la USC apunta que “estas personas esgrimen que por determinadas radiaciones, se producirían alteraciones en la membrana de las células que podrían favorecer la entrada del virus en las mismas. Y en otros casos, sostienen que el coronavirus es un exosoma originado por la acción de la contaminación electromagnética. Sin embargo, los exosomas son unas pequeñas vesículas extracelulares, secretadas por la gran mayoría de las células de manera natural con funciones de comunicación, entre otras. Aunque al microcospio pueden parecerse a la estructura de un virus, su naturaleza es totalmente diferente y no poseen potencial infectivo o de propagación”. Continúa López Romalde: “Pero insisto, estas radiaciones de las antenas de telecomunicaciones no son ioinizantes, por lo que el argumento cae por su propio peso”. Estas radiaciones no ionizantes se contraponen con otras que sí lo son, como las de rayos X o los mismos rayos del Sol, a los que nos exponemos mucho más a menudo y que causan un impacto mucho mayor en el organismo, induciendo patologías como el cáncer de piel por la sobreexposición a ellos.

Desde el punto de vista de la Física también se rebate esta conspiración, tal y como explica Jorge Mira, catedrático de Electromagnetismo de la USC. “Tenemos que tener claro el tamaño de las cosas: el coronavirus es una bola microscópica que tiene de la orden de 0,1 micras. Las longitudes de onda de las microondas del 5G son de la orden de centímetros; por tanto son 100 000 veces más grandes que el tamaño del coronavirus y, cuando eso es así, es cómo si queremos manipular un bolígrafo con una mano que fuera cien mil veces más grande que él; es imposible que causen alguna alteración”, ejemplifica Mira.

Además, aunque las prestaciones de las redes 5G van a suponer un gran avance en las telecomunicaciones en el mundo, ya que facilitarán la transmisión de información mucho más rápida, su funcionamiento no varía mucho respeto a las redes de 3G o 4G, que ya llevan años funcionando en todo el mundo. “Hay que pensar en la 5G como un cambio en la manera de presentar las ondas. Para buscar una analogía, pensemos en un queso con el que queremos hacer tapas. Podemos cortarlas en cuadrados, en forma de triángulos, en forma de bolas… Sería la misma tapa con forma diferente. Pues con el 5G están haciendo algo parecido a lo que sería cambiar la forma del queso, pero sin nada más”, concluye Mira.

Otro de los argumentos de las conspiraciones, y que tuvo una sorprendente propagación, es el de la instalación en las vacunas de microchips destinados a controlar a la población. Más allá de la supervisión estricta que se realiza sobre los componentes de las vacunas en todo el proceso de ensayos clínicos, el catedrático López Romalde considera que en la era de información y el control tecnológico actual, no sería necesario recurrir a estos métodos. “No es tanto que no se puedan fabricar microchips muy pequeños, sino qué sentido tendría inocular un chip con esta vacuna y no con otra que ya se está usando desde hace años en toda la población, como podría ser la de la gripe u otra del calendario vacunal de los niños”. Concluye el científico: “Evidentemente no es necesario, porque ya estamos bastante controlados con todas las tecnologías que hay hoy en día, y que a través de esas mismas redes sociales que a veces propagan estos bulos, nos vigilan mucho más”.


Con la colaboración de

7 COMENTÁRIOS

  1. pero porque no salen los nombres de los científicos …que no se debe dar crédito a quienes lo sostienen que es un bulo

    • Jesús López Romalde, catedrático de Microbioloxía de la Universidad de Santiago de Compostela.

      Jorge Mira, catedrático de Electromagnetismo de la USC.

      Salen los nombres de los científicos. No entiendo muy bien este comentario

  2. LA TEORIA DE LA MONEDA EN LA ZONA VACUNAL. COMENTAN QUE ES UN BULO PERO ES CIERTO QUE SOLAMENTE QUEDA PEGADA A LA PIEL EN EL PUNTO DE INOCULACIÓN DE LA VACUNA. ¿POR QUÉ?. NO LO SÉ. YO MISMO LO EXPERIMENTE Y LA MONEDA NO SE ADHIERE EN NINGUNA OTRA ZONA. LOS QUE COMENTAN QUE ES UN BULO , ¿REALMENTE SE HAN PUESTO LA VACUNA?

  3. Es un comentario único y corregido…

    Les faltan enlaces para ofrecer correcciones…

  4. Para ser oficial esta página …

    …Wuhan, foco de la epidemia, “habían “ (sic) instaladas cerca de 10.000 antenas 5G para implantar esta red inteligente en la ciudad, las mismas que hay en todo Estados Unidos junto. …

    He tenido que releer la noticia… para entender… algo..

    …qué les parece si les pongo en contexto:

    Habían por: “hay” o el singular: “había”, pues el sujeto es la ciudad de Wuhan
    Un signo de puntuación después de 5G, por ejemplo: ; o .

    Seguimos:…. para implantar toda esta tecnología de red en la ciudad y esto es interesante, el número de antenas totales colocadas por la misma es equivalente en la práctica, a las puestas en todo el territorio de …

    COMO PUEDE COMPROBAR, ME HA SIDO IMPOSIBLE LEER ESTE TEXTO. NO HE PASADO DEL PRIMER PÁRRAFO PORQUE NECESITO ESTAR EN LA MENTE DEL ESCRITOR E IR TRADUCIENDO TODO EL CONTENIDO DE LOS CONTEXTOS…

    MALA COMUNICACIÓN Y PÉSIMA REDACCIÓN

    PERDONEN…

    GRACIAS

  5. Para ser oficial esta página …

    …Wuhan, foco de la epidemia, “habían “ (sic) instaladas cerca de 10.000 antenas 5G para implantar esta red inteligente en la ciudad, las mismas que hay en todo Estados Unidos junto. …

    He tenido que releer la noticia… para entender… algo..

    …qué les parece si les pongo en contexto:

    Habían por: “hay” o él singular: “había”, pues el sujeto es la ciudad de Wuhan
    Un signo de puntuación después de 5G, por ejemplo: ; o .

    Seguimos:…. para implantar este tipo de red en la ciudad, y esto es interesante, el número de antenas totales implantadas, equivale a todas las puestas en el territorio de …

    COMO PUEDE COMPROBAR, ME HA SIDO IMPOSIBLE LEER ESTE TEXTO. NO HE PASADO DEL PRIMER PÁRRAFO PORQUE NECESITO ESTAR EN LA MENTE DEL ESCRITOR E IR TRADUCIENDO TODO EL CONTENIDO DE LOS CONTEXTOS…

    MALA COMUNICACIÓN Y PÉSIMA REDACCIÓN

    PERDONEN…

    GRACIAS

DEIXAR UNHA RESPOSTA

Please enter your comment!
POLÍTICA DE COMENTARIOS:

GCiencia non publicará comentarios ofensivos, que non sexan respectuosos ou que conteñan expresións discriminatorias, difamatorias ou contrarias á lexislación vixente.

GCiencia no publicará comentarios ofensivos, que no sean respetuosos o que contentan expresiones discriminatorias, difamatorias o contrarias a la ley existente.

Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.