Herramientas digitales para anticipar el Alzheimer y localizar el ictus

Lincbiotech diseña herramientas de detección precoz de la enfermedad de Alzheimer que busca señales premonitorias en las proteínas Tau aberrantes

Traballo en LincBiotech

En el Parque Tecnolóxico de San Cibrao das Viñas, 12 kilómetros al sureste de Ourense, podría estar la tecla definitiva para anticipar y pausar el deterioro neuronal que causa el Alzheimer con herramientas de detección precoz que anticipan el desarrollo de la enfermedad a partir del hallazgo de la proteína Tau aberrante en el líquido cefalorraquídeo. 

La conexión entre el Alzheimer y San Cibrao pasa por Tecnópole (Parque Tecnológico de Galicia)  y se llama Lincbiotech. , una spin off (escisión) del Laboratorio de Neurociencias Clínicas (LINC) del Hospital Clínico de Santiago que integran unas 7 personas que se reparten entre las oficinas de San Cibrao y el laboratorio de Compostela. La empresa que comanda Juan Sebastián Ruiz-Constantino es unacompañía emergente, que desarrolla herramientas innovadoras para el diagnóstico y tratamiento de enfermedades neurológicas de alta prevalencia con el empujón económico de un grupo de inversores gallegos con matriz en Ourense. 

La incidencia del Alzheimer no es menor. Más de 46 millones de personas en todo el mundo conviven con la demencia, más o menos el equivalente a toda la población española. Conviene recordar que la enfermedad de Alzheimer (EA) es un trastorno cerebral irreversible y progresivo, que destruye lentamente la memoria y las habilidades de pensamiento. Erosiona la capacidad de llevar a cabo las tareas más simples borrando la memoria de las personas que fuimos en aras de un cuerpo que no puede valerse por sí mismo. 

Alzheimer e ictus

Uno de los caballos de batalla de Lincbiotech es el Alzheimer, pero no el único, puntualiza Juan Sebastián, primer ejecutivo de la firma. Tienen en el punto de mira el accidente cerebrovascular o ictus, tanto por los millones de personas a las que afecta, como por ser una enfermedad que deriva en un deterioro físico y un sufrimiento inhumano tanto para los pacientes y sus familias.  

“Estamos centrados en la ingente tarea de desarrollar soluciones innovadoras para mejorar el manejo clínico de los pacientes que padecen enfermedades neurológicas, de alta prevalencia”, destaca Juan Sebastián, CEO de LincBiotech, que advierte de las complejidades de diagnosticar el Alzheimer y diferenciarlo de otras demencias. 

¿Cómo funcionan estas herramientas? La compañía aprovecha el procesamiento avanzado de neuroimágenes, los ensayos in vitro y las técnicas de inteligencia artificial “para facilitar el diagnóstico oportuno y preciso de estas condiciones devastadoras”, explican.  Se hace a través de dos herramientas biotecnológicas que están en proceso de regularización para su comercialización y que han denominado Kit Elisa y Kit Minerva. 

Nuevas herramientas

“Nuestro primer producto en este campo es un novedoso kit Elisa para detectar proteínas mal plegadas en líquido cefalorraquídeo (LCR), lo que permite el diagnóstico de la enfermedad incluso en su etapa subclínica”, explican los investigadores. Esos indicadores son la proteína Tau, que forma parte del citoesqueleto de las células. Aspiran a poder localizarlas, en el futuro, con un análisis de sangre. Este proyecto es una de sus líneas de trabajo e investigación actual: sería un diagnóstico menos invasivo pero todavía menos concluyente, puntualiza el CEO. 

Por otra parte, el kit Minerva es un software de procesado de las imágenes radiológicas de un cerebro afectado por un ictus y que extraen de la nube y procesan a petición de los facultativos. Les permite localizar el trombo y aportar información clave para que valoren la severidad del accidente cerebral, visualizar las zonas dañadas y las que podrían ser recuperables con la intervención.

En Lincbiotech Insisten en que el diagnóstico precoz de la DA es fundamental para mejorar el pronóstico de los pacientes, de ahí la radical importancia de los avances en este campo. Su objetivos es precisamente ese: desarrollar tecnologías innovadoras para enfermedades neurológicas y llegar a acuerdos de licencia con empresas que comercializan productos diagnósticos o terapéuticos en los mercados. 

«El escaneado de neuroimágenes mediante un software propio les permite ubicar los trombos y señalar a los facultativos las partes del cerebro más afectadas”

Con todo, no deja de ser una empresa que hace de la investigación y de la biotecnología su negocio.Entre los datos que manejan estaría el coste medio anual de la enfermedad de Alzheimer en Europa: 250.000 millones de euros en 2017 (un año), con un impacto económico sustancial, equivalente a casi el 1,5 % del PIB de la UE-27.  

Lincbiotech cuenta con el respaldo de la Xunta para seguir avanzando en el diagnóstico precoz del Alzheimer y el tratamiento de los ictus a través de los programas Principia, InnovaPeme, Apoio a la  participación en H2020, Conecta Hubs,  IFI Innova e Conecta Covid de la Axencia Galega de Innovación.

DEIXAR UNHA RESPOSTA

Please enter your comment!
POLÍTICA DE COMENTARIOS:

GCiencia non publicará comentarios ofensivos, que non sexan respectuosos ou que conteñan expresións discriminatorias, difamatorias ou contrarias á lexislación vixente.

GCiencia no publicará comentarios ofensivos, que no sean respetuosos o que contentan expresiones discriminatorias, difamatorias o contrarias a la ley existente.

Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.